Semana Mundial de la Lactancia Materna 2012

Hace 20 años, la Alianza Mundial proLactancia Materna (WABA) lanzó su campaña de sensibilización hacia los beneficios de la lactancia materna, la primera Semana Mundial de la lactancia Materna (SMLM) con el lema: “Iniciativa Hospital Amigo del Niño”. Han pasado muchas cosas en estos 20 años, y en la WABA creen que es el momento de celebrar los logros conseguidos, pero sin olvidarse de mirar hacia atrás, entender lo que ha sucedido y por qué. A continuación, el objetivo es planificar qué más se puede hacer para apoyar a todas las mujeres y sus familias y conseguir que puedan alimentar y cuidar de manera óptima a sus bebés y niños pequeños. Por eso el lema de este año es “Entender el pasado. Planificar el futuro”.

También se cumplen 10 años de la puesta en marcha de la Estrategia Mundial para la Alimentación del Lactante y del Niño Pequeño por parte de la OMS y UNICEF. La Estrategia se basa en un enfoque de derechos humanos y hace un llamamiento para el desarrollo de políticas nacionales integrales sobre la alimentación del lactante y del niño pequeño. Proporciona una guía sobre cómo proteger, promover y apoyar la lactancia materna exclusiva durante los primeros seis meses y la lactancia materna continuada durante dos años o más allá, junto con una alimentación complementaria adecuada a partir de los seis meses.

La SMLM se celebra en todo el mundo del 1 al 7 de agosto, excepto en Europa, que la celebramos en la primera semana de octubre. Los objetivos para 2012 son:

1. Recordar lo que ha sucedido en los últimos 20 años de apoyo a la lactancia materna.

2. Celebrar los éxitos y logros del movimiento de apoyo a madres lactantes.

3. Evaluar el estado de aplicación de la “Estrategia Mundial para la Alimentación del Lactante y el Niño Pequeño

4. Llamar a la acción para cerrar las brechas restantes en las políticas y programas sobre la lactancia materna / alimentación del lactante y el niño pequeño.

5. Llamar la atención pública sobre el estado de las políticas y programas sobre la lactancia materna y alimentación del lactante y niño pequeño.

6. Mostrar el trabajo nacional a nivel mundial.

MAIRE ya participó en la SMLM 2011. El lema entonces era “¡Comunícate! Lactancia Materna: una experiencia 3D” y realizamos diversas actividades en torno a él: un concurso de relatos , otro de fotografía, y una jornada en la que participaron diferentes profesionales de la salud junto a las madres de nuestro grupo de apoyo que tuvo una gran acogida.

Este año no va a ser menos, y los preparativos ya han comenzado. ¡En el siguiente post encontraréis nuestra primera propuesta!

Banco de Leche de Extremadura: ¿Quieres ser donante?

Hace un par de semanas se inauguraron en Mérida las instalaciones que albergan el recientemente creado Banco de Leche de Extremadura. Su director, el dr. José María Brull, nos ha dicho que ya ha empezado a funcionar y están recibiendo sus primeras donaciones.

Como Asociación prolactancia, en Maire nos alegramos por esta iniciativa que esperamos sirva para fomentar la lactancia materna en nuestra región, y que sea un paso más dentro de las políticas del SES para continuar apoyando de forma decidida la lactancia materna.

¡Animamos a todas las que estéis interesadas a informaros y participar!

Lo mejor, la lactancia materna

La leche materna es el mejor alimento posible para recién nacidos y lactantes. Además de constituir un alimento perfecto desde el punto de vista dietético, contiene elementos antimicrobianos, inmunológicos, hormonales y factores de crecimiento, que promueven un óptimo desarrollo del bebé y le protegen de infecciones y enfermedades.

Lo ideal es que cualquier madre que lo desee pueda amamantar felizmente a su hijo con lactancia materna exclusiva hasta los 6 meses, complementada por otros alimentos hasta los 2 años y a partir de ahí hasta que madre e hijo quieran (según recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud).

Pero desgraciadamente, no siempre es sencillo o posible, bien por falta de apoyo o información, bien por alguna enfermedad que lo imposibilite, o por cualquier otra circunstancia.

En estos casos, y siempre que un pediatra lo prescriba, los Bancos de Leche Materna pueden ofrecer a estos bebés un sustituto de mucha mayor calidad y seguridad que las leches artificiales, resolviendo de forma transitoria los problemas de alimentación del recién nacido hasta que su madre pueda darle de mamar si así lo decide.

¿Qué es un Banco de Leche Materna?

Un Banco de Leche Materna es una institución sanitaria que tiene por objeto la obtención de leche materna humana donada, su procesamiento, almacenamiento y distribución a los hospitales con pacientes que necesitan de este preciado producto biológico.

La leche materna donada se utiliza sobre todo en recién nacidos prematuros o de bajo peso, pero también en recién nacidos o lactantes con enfermedades digestivas o del sistema inmune, que no sean amamantados por sus madres. En todo caso, será siempre un pediatra el que prescriba la leche materna en cada paciente concreto, lo que garantiza en todo momento la idoneidad de su uso.

¿Quién puede ser donante de leche?

  • Pueden ser donantes las madres que estén amamantando, siempre y cuando tengan buena salud y unos hábitos de vida saludables.
  • No pueden ser donantes, las madres que padezcan ciertas enfermedades infecciosas o crónicas (hepatitis, SIDA, …), que tomen determinados medicamentos o productos de parafarmacia, que consuman tóxicos como alcohol, tabaco o drogas, o que tengan conductas de riesgo para contraer enfermedades de transmisión sexual.

¿Qué hay que hacer para ser donante de leche?

Ponerse en contacto con el Banco de Sangre de Extremadura o manifestar el deseo de ser donante al personal de las unidades de neonatología de los hospitales. También se puede dirigir a las matronas y pediatras de los Centros de Salud.

A las futuras donantes, se les realiza una entrevista personal (que puede ser en su Centro de Salud) para asegurar su buena salud, se les efectúa un análisis de sangre para descartar enfermedades infecciosas transmisibles y se les pide que firmen un consentimiento informado de su donación.

Todos los datos obtenidos como resultado de este proceso, serán tratados de forma absolutamente confidencial.

En esta misma entrevista se informará a la donante del procedimiento a seguir para la extracción de leche y su conservación, y una vez dada de alta como donante se le facilitarán los medios necesarios para ello (un extractor de leche, recipientes y una hoja con instrucciones).

La leche donada podrá ser almacenada en el congelador hasta dos semanas, que es el plazo máximo para que la donante la lleve al Hospital del SES más cercano.

La donante puede dejar de serlo en cualquier momento, ya que no adquiere ningún tipo de compromiso ni en cuanto a duración ni en cuanto a cantidad de leche a donar. Únicamente se le pide que informe al Banco de Sangre de Extremadura de cualquier cambio en su estado de salud, o si comienza a tomar alguna medicación no comunicada en la entrevista inicial.

Para obtener más información o consultar cualquier duda:

10 datos de la OMS sobre la lactancia materna

1.- Punto de partida

La OMS (Organización Mundial de la Salud) recomienda vivamente la lactancia exclusivamente materna durante los primeros seis meses de vida. Después debe complementarse con otros alimentos hasta los dos años. También explica que debe comenzar en la primera hora de vida, que debe hacerse “a demanda”, es decir, con la frecuencia que quiera el niño, tanto de día como de noche, y deben evitarse los biberones y chupetes.

2.- Beneficios para la salud del lactante

La leche materna es ideal para los recién nacidos y lactantes, pues les aporta todos los nutrientes que necesitan para un desarrollo sano. Además es inocua y contiene anticuerpos que ayudan a proteger al lactante de enfermedades frecuentes.

3.- Beneficios para la madre

Reduce el riesgo de cáncer de mama y ovario en fases posteriores de la vida, ayuda a las mujeres a recuperar más rápidamente su peso anterior al embarazo y reduce las tasas de obesidad.

4.- Beneficios a largo plazo para el niño

Además de los beneficios inmediatos para el niño, la lactancia materna contribuye a mantener una buena salud durante toda la vida. Los adultos que de pequeños tuvieron lactancia materna suelen tener una tensión arterial más baja, menos colesterol y menores tasas de sobrepeso, obesidad y diabetes de tipo 2. También hay datos que indican que las personas que tuvieron lactancia materna obtienen mejores resultados en las pruebas de inteligencia.

5.- ¿Por qué no la leche artificial?

La leche artificial no contiene los anticuerpos presentes en la leche materna. Por otro lado, las tomas frecuentes mantienen la producción de leche materna y, en caso de que se utilice leche artificial, puede dificultar volver a la lactancia materna debido a la disminución de la producción materna.

6.- La lactancia materna y el VIH

Las mujeres infectadas por el VIH pueden transmitir la infección a sus hijos durante el embarazo, el parto o la lactancia materna. El tratamiento antirretrovírico de la madre infectada o del lactante expuesto al VIH reduce el riesgo de transmisión del virus durante la lactancia materna. Juntos, el tratamiento antirretrovírico y la lactancia materna pueden mejorar significativamente la probabilidad de supervivencia del lactante sin que se vea infectado por el VIH.

7.- Reglamentación de los sucedáneos de la leche materna

La Asamblea de la Salud aprobó en 1981 un código internacional que ayuda a regular la comercialización de sucedáneos de la leche materna, pero hasta ahora su adopción por los países ha sido escasa. En el código se estipula que:

  • las etiquetas y demás información sobre todas las leches artificiales dejen claros los beneficios de la lactancia materna y los riesgos para la salud que conllevan los sucedáneos;

  • no haya actividades de promoción de los sucedáneos de la leche materna;

  • no se ofrezcan muestras gratuitas de los sucedáneos a las embarazadas, a las madres ni a las familias, y

  • no se distribuyan los sucedáneos de forma gratuita o subsidiada entre los trabajadores sanitarios ni en los centros sanitarios.

8.- El apoyo a la madre es esencial

La lactancia materna requiere aprendizaje y muchas mujeres tienen dificultades al principio. Son frecuentes el dolor en el pezón y el temor a que la leche no sea suficiente para mantener al niño. Para fomentarla, hay centros sanitarios que prestan apoyo a la lactancia materna poniendo asesores cualificados a disposición de las madres. Gracias a una iniciativa de la OMS y el UNICEF, en la actualidad hay en 152 países más de 20.000 centros “amigos de los niños” que prestan ese apoyo y contribuyen a mejorar la atención a las madres y a los recién nacidos.

9.- Lactancia materna y trabajo

Muchas mujeres que vuelven al trabajo tienen que suspender la lactancia exclusivamente materna por falta de tiempo o de instalaciones adecuadas para amamantar o extraerse y recoger la leche en el trabajo. Las madres necesitan tener en su trabajo o cerca de él un lugar seguro, limpio y privado para que puedan seguir amamantando a sus hijos. Algunas condiciones de trabajo pueden facilitar la lactancia materna, como la baja por maternidad remunerada, el trabajo a tiempo parcial, las guarderías en el lugar de trabajo, las instalaciones donde amamantar o extraerse y recoger la leche, y las pausas para amamantar.

10.- El paso siguiente: la introducción progresiva de nuevos alimentos

Para cubrir las necesidades crecientes de los niños a partir de los seis meses se deben introducir nuevos alimentos sin interrumpir la lactancia materna. Los alimentos para los niños pequeños pueden ser preparados especialmente para ellos o basarse en la alimentación familiar con algunas modificaciones. La OMS destaca que:

  • la lactancia materna no debe reducirse al comenzar a introducir alimentos complementarios;

  • los alimentos complementarios deben administrarse con cuchara o taza, y no con biberón;

  • los alimentos deben ser inocuos y estar disponibles a nivel local, y es necesario bastante tiempo para que los niños pequeños aprendan a comer alimentos sólidos.

(Estos datos han sido obtenidos de la Organización Mundial de la salud. Febrero de 2012)

Probada la existencia de células madre en la leche materna

El artículo “Stem cells in breastmilk“, publicado el día 11 de noviembre de 2011 revela, no el hallazgo de células madre en la leche materna -ya en el año 2008, Hartmann publicó un estudio en el que afirmaba la existencia de este tipo de células en la leche materna- sino el descubrimiento de que “estas células tienen exactamente las mismas propiedades que las células madre embrionarias, las cuales permiten a una célula pluripotente llegar a formar cualquier célula plenamente diferenciada del organismo para acabar formando un cuerpo humano (hueso, cartílago, grasas, pancreáticas, etc.). Hasta ahora, esto solo era posible con las células madre embrionarias, pero claro, en este punto es donde los investigadores se topan con la barrera del rechazo que este tipo de investigaciones tienen en una parte de nuestra sociedad” (Libertad Digital / 15-11-2011)

Esta es la traducción (¡Gracias Isidro!) del artículo original en inglés:

La teoría desarrollada en 2007 por científicos de la Universidad de Western Australia (UWA) que proponía la existencia de células madre en la leche materna ha sido llevada a un nuevo nivel por el último descubrimiento de uno de sus nuevos componentes de investigación: la estudiante de doctorado Foteini Hassiotou, que ha probado que las células madre procedentes de la leche materna pueden ser dirigidas para convertirse en otras células del cuerpo tales como hueso, grasas, hepáticas y neuronales. ¿Será esta la respuesta ética y sencilla para obtener células madre pluripotentes de una forma no invasiva? Y ¿qué siginifica esto respecto del poder único de la leche materna para el crecimiento y desarrollo de los bebés?

Células madre en la leche materna – la teoría se convierte en realidad.

Después de haber ganado el premio AsusBiotech-GSK a la Execelencia estudiantil por su investigación en el campo de las células madre en la leche materna (17 de octubre de 2011), Medela se siente orgullosa de anunciar la primera presentación que la Dra. Hassiotou hará de sus descubrimientos sobre la existencia de células madres en la leche materna que tendrá lugar en Europa a principios del año próximo. Compartirá sus descubrimientos durante el 7º Simposio Internacional sobre amamantamiento y lactancia que tendrá lugar en Viena (Austria) el 20 y 21 de abril de 2012.

Este descubrimiento de Hassiotou, quien es parte del grupo de Investigación sobre Lactancia Humana que dirige el profesor Peter Harmann en la Universidad de Western Australia, bien puede ser la respuesta ética y sencilla de obtener células madre de una forma no invasiva. La importancia de recolectar células madres de la leche materna reside en su increíble potencial para desarrollarse en muchos tipos de células del cuerpo diferentes durante el desarrollo temprano y el crecimiento. Éstas tienen la habilidad de actuar como un tipo de sistema de reparación interno. Sin embargo, con ambos tipos de células madre (embrionarias y adultas), existen obstáculos bien documentados tanto desde un punto de vista ético como en el aspecto práctico de su recolección.

Medela ha venido trabajando con el grupo de investigación de lactancia humana del prof. Hartmann desde mediados de los 90, dando lugar a numerosos avances, incluido el rechazo de un modelo anatómico del pecho humano lactante que tenía más de 160 años de antigüedad, y a una mejor comprensión de los mecanismos de succión, deglución y respiración que los bebés deben dominar para alimentarse adecuadamente. El grupo viene trabajando en el campo de las células madres desde hace cinco años.

En la charla posterior a la recepción de su premio, Hassiotou dijo: “Es fastántico observar la como se desvela la biología de la leche materna y ser capaz de mostrar nuevos descubrimientos que llevan nuestro conocimiento un paso más allá. Gracias al apoyo financiero de Medela has sido posible para mí realizar esta investigación, la cual muestra por ahora otra razón más de por qué la leche materna es mucho más que el alimento del bebé. Además, está quedando claro que la leche materna puede servir como una fuente ética, no invasiva y abundante de células madres. Pero muchas preguntas quedan aún sin contestación, especialmente las concernientes a la función de estas células en la alimentación del bebé. Me siento orgullosa de ser parte de este apasionante viaje de descubrimiento, y tengo planes de continuar esta investigación en la Universidad de Western Australia.

Medela está comprometida con el apoyo de la investigación sobre la composición y valor únicos de la leche humana. Renate Schreiber, director ejecutivo de Medela ha dicho: “Estamos orgullosos de que Medela pueda apoyar a los científicos en su trabajo de descubrir el poder prometedor de la leche humana. La existencia de células madre en la leche humana es fascinante y tenemos la curiosidad de entender mejor cual es la contribución que dichas células pueden hacer en la salud del bebé.”

Primera presentación en Europa en el Simposio de Viena.

El 7º Simposio Internacional sobre amamantamiento y lactancia que tendrá lugar en Viena (Austria) el 20 y 21 de abril de 2012 estará centrado en los componentes únicos de la leche humana, el valor de la leche en NICU (unidad de cuidados intensivos neonatales), así como las últimas recomendaciones prácticas basadas en la investigación. Numerosos expertos internacionales se unirán a Hassiotou y compartirán sus últimos descubrimientos en numerosos temas relacionados incluyendo la presencia de oligosacáridos en la leche humana, el valor de la donación de leche en NICU, la medicación y la leche materna, etc. A este evento anual asisten pediatras, neonatólogos, matronas y consultores de lactancia, de los cuales todos tienen un interés especial en aprender más acerca de la composición de la leche materna.

Sobre Medela

Medela provee de la tecnología más avanzada y de calidad superior en extractores de leche y accesorios de lactancia a las madres lactantes en todo el mundo. Como defensora de la lactancia desde hace mucho tiempo, Medela es la única compañía que desarrolla productos basados en la investigación de los líderes mundiales en lactancia. Como resultado, los sacaleches de Medela son la primera elección de los profesionales del cuidado de la salud y de los establecimientos de asistencia sanitaria a lo largo y ancho del mundo, incluyendo el 80% de los hospitales de los Estados Unidos.

Medela ha desarrollado una extensa línea de productos para adaptarse a las diversas necesidades de las madres lactantes. Estos productos incluyen extractores de leche eléctricos y manuales, dobles y simples, de uso hospitalario; accesorios para la lactancia como limpiadores de extractores de leche, productos para cuidado del pecho y especialmente aparatos para la alimentación, así como lencería para la maternidad y lactancia.

Fundada en 1961 por Olle Larsson en Zug, Suiza, Medela continúa creciendo bajo la tutela de la familia Larsson. Medela sirve a sus usuarios gracias a una red mundial de distribuidores en más de 90 países y 15 filiales en Estados Unidos, Suiza, Australia, Canadá, Alemania, Suecia, Francia, Países Bajos, Italia, Japón, Rusia, Reino Unido, Polonia, China y España.

Semana Mundial de la Lactancia 2011

Entre el 1 y el 7 de agosto se celebra en más de 170 países la Semana Mundial de la Lactancia Materna 2011 (aunque en España se celebra la primera semana de octubre) . Este año el lema es “¡Comunícate! Lactancia Materna: una experiencia 3D”

La Semana Mundial de la Lactancia fue instaurada oficialmente en 1992 por la OMS y UNICEF haciéndola coincidir con el aniversario de la Declaración de Innocenti sobre la protección, el fomento y el apoyo de la lactancia materna, que fue elaborada entre el 30 de julio y el 1 de agosto de 1990 en el Hospital de los Inocentes (Florencia, Italia)

La WABA (World Alliance for Breastfeeding Action) fue fundada en 1991 para apoyar a UNICEF y a los gobiernos a lograr el cumplimiento de los objetivos de la Declaración de Innocenti. Cada año elige un lema, y el de este año está relacionado con el cumplimiento de los siguientes objetivos:

  1. Motivar el uso de nuevos medios de comunicación para informar sobre la lactancia materna a un número mayor de personas.

  2. Crear e incremente los canales de comunicación entre diferentes sectores para que la información y retroalimentación sobre lactancia materna pueda ser accesible y mejorada.

  3. Desarrollar y ampliar las habilidades de comunicación en las capacitaciones sobre lactancia materna y salud.

  4. Motivar a otras personas a convertirse en nuevas defensoras de la lactancia materna.

  5. Explorar creativamente, apoyar, reconocer, e implementar enfoques de comunicación innovadores y ofrecer un espacio para que las personas desarrollen sus ideas.

  6. Ampliar el alcance de la defensa de la lactancia materna involucrando a grupos que tradicionalmente están menos interesados (ej. sindicatos, activistas de derechos humanos, ambientalistas, jóvenes).

Desde Maire apoyamos y promocionamos la lactancia, así que nos sumamos a la celebración y queremos hacer honor al lema pidiéndote una cosa: ¡Comunícate! Cuéntanos tu experiencia con la lactancia y nosotras la publicaremos.

Esperamos que nos trasladéis vuestras experiencias con vuestros bebés y que entre todas contribuyamos a fomentar la lactancia materna y a mejorar la salud de los bebés y las mamás de todo el mundo.

Y para que os animéis a enviarnos los relatos contándonos vuestra experiencia con la lactancia, os anunciamos que elegiremos el que más nos guste y le haremos un regalo especial a la escritora… o al escritor (también nos gusta que los papás se involucren).

Podéis enviarlos hasta el 15 de agosto a nuestro correo electrónico maire@amacaba.com y después los publicaremos en nuestro blog.

¿Leche materna tóxica?

“Algunos contaminantes ambientales como el DDT, las dioxinas o los PCB, se acumulan en el tejido graso. Por lo tanto, un análisis de sangre sería poco útil para conocer el nivel de contaminación de un individuo; habría que recurrir a una biopsia. La leche materna refleja la contaminación del tejido graso, y proporciona una forma mucho más sencilla de valorar el nivel de contaminación de una población determinada. Por este motivo, se han realizado en todo el mundo docenas de estudios sobre contaminantes en la leche materna. Regularmente aparecen en la prensa noticias de algunos de estos estudios; y los periodistas, ignorando que se trata de un simple marcador epidemiológico, anuncian con grandes titulares que la leche materna es peligrosa, lo que produce innecesaria angustia en muchas madres, y lleva a algunas a abandonar la lactancia.”

Con estas palabras comienza el pediatra y escritor Carlos González el capítulo sobre contaminantes ambientales de su “Manual práctico de lactancia materna” (2ª edición, año 2008)

Y hace cuatro días volvió a saltar la noticia a los titulares de varios medios de comunicación.

En la televisión:

Un estudio del CSIC y el Instituto Marqués de Reproducción Asistida asegura que la mala calidad del semen puede estar relacionada con los tóxicos que los niños reciben de la madre durante el embarazo y la lactancia.

En la prensa:

La contaminación daña la calidad de leche materna y afecta al semen del hijo

La leche de las mujeres catalanas es más tóxica que la de las gallegas

Dejando titulares más o menos alarmantes aparte, al leer detenidamente la noticia e investigar un poco resulta que según el informe, la acumulación de toxinas en la leche puede ser una de las claves de la infertilidad masculina, aunque no deja de ser una hipótesis. Esto no significa que no sea necesario poner todos los medios disponibles para evitar la exposición continuada de la población a sustancias tóxicas, y que a la hora de declarar el riesgo de determinados tóxicos se debería tener en cuenta no solo sus efectos como potenciales cancerígenos, sino también su repercusión en el embrión y el feto. Pero por si alguien lo había pensado, la sustitución de le leche materna por alimentos infantiles comercializados no solo no mejora el problema, sino que además lo agrava.

En la página web del Instituto Marqués de Reproducción Asistida, coautor del estudio, se pueden ver publicados los resultados y conclusiones de otros estudios realizados sobre leche materna.

Por ejemplo:

  • Se ha detectado la presencia de perfluorados tanto en la leche materna como en alimentos infantiles comercializados (leche de fórmula y cereales, por la transferencia de los envoltorios durante los procesos de producción, manufactura, transporte y almacenamiento)

  • Los niños amamantados más de 20 semanas tienen mejores resultados en comparación con los niños alimentados con leche artificial, independiente de las concentraciones de contaminantes que tuvieran los niños al nacer.

  • La concentración de tóxicos disminuye con el número de partos, ya que la madre con el embarazo y la lactancia se va destoxificando.

Carlos González también aporta una serie de consideraciones que pueden ofrecer tranquilidad a los padres preocupados por este tema:

  • "Los cientos de estudios publicados en las últimas décadas en que la lactancia materna disminuye la incidencia de infecciones, alergias, diabetes, celiaquía, leucemia, e incluso la mortalidad global en USA, se han hecho con madres cuya leche estaba contaminada, y más que la de ahora."

  • "Varios estudios en Holanda muestran que la exposición a los PCB, sobre todo a través de la placenta, afecta al desarrollo psicomotor y a la inteligencia a medio plazo. Pero la lactancia materna contrarresta en parte este efecto, y el desarrollo de los niños que toman pecho, aunque la leche esté contaminada, es mejor que el de los niños que toman biberón."

  • "Salvo que la madre haya estado expuesta a alguna contaminación accidental masiva, sus niveles de contaminantes reflejan simplemente la exposición de cualquier persona de su edad en su misma comunidad. Si su hijo respira el mismo aire, come la misma comida y bebe la misma agua, a su edad estará igual de contaminado. El haber recibido además una pequeña parte de los contaminantes que almacenaba su madre solo aumentará un poco sus propios niveles. La única manera de disminuir la contaminación de nuestros hijos es luchar para que nuestro ambiente esté menos contaminado."

  • "La ingesta de agua contaminada con nitratos no aumenta la concentración de nitratos en la leche materna. En cambio, el lactante sí que corre un gran riesgo si le preparan el biberón con esa misma agua contaminada."

Como apunte final: las mujeres en Suecia tienen uno de los niveles más altos de amamantamiento en el mundo, y sin embargo, la publicación de un estudio sobre los niveles de PBDEs en la leche materna no hizo que dejaran de amamantar sino todo lo contrario: el hallazgo provocó una protesta pública y un año después los químicos culpables fueron prohibidos en Suecia, descendiendo así la presencia de PBDEs en la leche materna.

¡Hagámonos las “suecas”!

María Tardío Cabrera